Antes los objetos se hacían para durar, para ser reparados. Hoy se hacen en grandes cadenas de producción con el único fin de ser caducos. Ya no se repara ni se cuida con mimo objetos y artículos que nos acompañaban toda la vida, que nos servían durante generaciones. Los artesanos tradicionales han desaparecido, y en su lugar solo existen puntos de desperdicios y cadenas de ventas de baratijas. Puro consumismo decadente.

Sé bienvenid@ a Duraderos, el primer blog de consumo en donde nos fijamos en la fiabilidad de los productos y en su utilidad práctica. Aquí te hablaremos de los objetos y artículos hechos para durar y para resistir el más rudo trato diario, nuestro ritmo. Hechos como antes. En una palabra: duraderos.

www.Duraderos.Blogspot.com

CCNI Radio

18.9.17

Las corbatas del Senado de España


No sé si lo sabíais, yo la verdad, me he enterado hace poco -ya suponéis lo que me interesa la política, sé el partido que está gobernando y de casualidad-, pero me ha llamado la atención que la Cámara del Senado tenga su propia tienda. En efecto, en ella venden diversos productos, principalmente complementos.

Yo no uso corbatas, pero se la he pedido a un conocido que sí la tiene para ver un poco qué tal es y su calidad, y también dónde y cómo está fabricada. Suponía que, como Senado español que es, la corbata "de los senadores" estaría hecha en España (que los beneficios de su venta fueran para los españoles eso sería ya pedir demasiado, los beneficios se destinan a los senadores), y en una fábrica en suelo español.




La compañía fabricante se identifica con las incomprensibles y sospechosas iniciales de "FDC&CO", a lo cual se añade en el etiquetado: "para el senado de España", en clara alusión a que no solo está hecha para el Senado, sino que se aprovechan de tal circunstancia para, obviamente, resultar más atrayente y más "vendible" ante el potencial cliente. ¿Y quienes son éstos de "FDC&CO"? Bueno, hay muy poca información sobre ellos, y en Internet solo aparece una dirección que, a día de hoy, está inoperativa. Es una compañía que se dedica "a remarcar", comercializa regalos (no solo complementos de ropa, sino también bisutería) para instituciones y empresas privadas y públicas. Su última dirección conocida es la Travesía de San Mateo nº 12 de Madrid, una calle cerca del popular barrio de Chueca (popular por su ambiente gay, solo lo menciono como información, para que os situéis, no quiero ser peyorativo) y cerca de donde tiene su sede la Sociedad de Autores y Editores, la conocida como SGAE. Si nos damos una vuelta por Google Maps, veremos que no es precisamente éste un sitio donde esperaríamos encontrar "el glomour" y la "elegancia" del Senado, ni muchísimo menos. Es una zona bastante degradada, más cercana a un barrio bajo de una capital que a un lugar de distinción. Resulta curioso, cuanto menos, cómo el recurrir a usar el simple nombre de "Senado" o "Senador", la gente parece más dispuesta a adquirir sus artículos obviando el hecho de que, en tienda y en ese barrio, jamás los adquirirían. Es una muestra más de lo vanidosa de nuestra sociedad y del valor tan elevado que hoy en día se le da a la imagen o, como se suele decir, a los bienes "intangibles".

Como podéis ver por la captura de pantalla de Google Maps, el número 12 de esa calle es un local deprimente, bastante mugriento y muy alejado de la imagen de lujo de un Senado. Pero eso no es lo peor: no hay ni atisbo de que allí haya taller alguno de joyería, ni relojería, ni mucho menos textil.


A todo ello se suma que en el etiquetado no muestre ninguna indicación del lugar de fabricación, solo señala que están "hechas a mano". Claro, "hechas a mano" da mucho glamour, pero ¿hechas a mano dónde? Por 15€ que nos cuesta la corbata, a los que hay que añadir el coste de distribución por el Senado y la parte económica que éste se llevará -que seguro no será poca-, y teniendo en cuenta la total carencia de distintivo alguno de "Hecho en España" o al menos un "Made in Spain", mucho me temo que lo más probable es que el lugar de fabricación de este tipo de complementos vengan de alguna de las potencias mundiales en ropa "hecha a mano" (por desgracia, en una gran proporción por mano esclava, cuando no infantil), esto es: Vietnam, Pakistán, o China.

Claro que todo eso sería en cierto grado hasta comprensible si la corbata la adquiriésemos en una tienda de los chinos, y no en la tienda oficial del Senado, con la mención explícita al Senado Español, el escudo de esta institución, y acuñando el término de España. Es llamativo que los políticos llamen a defender tanto "la marca España" y luego hagan estas cosas.


La corbata en sí tampoco es que sea especialmente llamativa, no destaca ni en su acabado, ni en su diseño, y lo acertado de su color es ciertamente discutible. Para más escándalo, en la parte interna lleva incorporado el escudo oficial del Senado, sino fuera éste un asunto tan serio sería hasta gracioso que un chino o un hindú nos ponga el escudo de un órgano tan importante en la política española, pero dadas las circunstancias resulta esperpéntico. Si el propio Senado nos da este ejemplo vendiéndonos objetos así, ¿qué podemos esperar del resto de órganos e instituciones del Gobierno? Más aún teniendo en cuenta la potencia mundial que era (y aún, en cierta forma, hay factorías tanto de calzado como de ropa muy buenas) España en materia textil. ¿No habría merecido la pena poner productos hechos en España en la tienda, mucho más artesanales y con el dinero de su venta reinvirtiendo en la sociedad española, aunque fuera a precios más caros? Estoy seguro que la gente -que seguro que no es mucha, pero que sí tiene mucho dinero- que adquiere esas prendas al Senado, gastaría mucho más gustosamente su dinero en una prenda hecha en España, y no en una a la que se le esconde el etiquetado (o, directamente, no se le pone para que nadie lo sepa) con el fin de que no se descubra su procedencia.

No solo es lamentable, sino que es, francamente, decepcionante que el propio Senado sea el primero en tirar de productos low-cost y de marcas que ni se sabe de dónde salen.






| Redacción: Duraderos.com / Duraderos.blogspot.com

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Último reportaje

¡Nos hemos movido!